Jorge Cruz, el Negro


65 partidos y 25 goles - 3 años en Huracán



El centrodelantero colombiano Jorge Enrique Cruz Cruz nació en Tulúa, el 30 de marzo de 1966. El moreno se había iniciado en Deportivo Cali y de allí pasó a Estados Unidos para jugar en el fútbol de salón con el Houston. La gente de Racing de Córdoba lo trajo al país y, ya convertido en un nato goleador, lo transfirió a Chaco For Ever. Luego llegó a Huracán y mostró buenas actuaciones, siendo pesado y lento, pero oportunista al momento de marcar. Se movía por todo el frente de ataque y manejaba muy bien la pierna derecha. No era común verlo realizar jugadas individuales, sino que prefería el juego en conjunto. Jugó 63 partidos y anotó 25 tantos en Primera división, más un cotejo en la liguilla Prelibertadores y un en la Copa Conmebol (65 partidos y 25 goles entre 1991 y 1995). Su fama goleadora lo hizo llegar a la Selección colombiana y se ubicó entre los candidatos a acudir a la Copa del Mundo de 1994, aunque finalmente no llegó. Era de religión evangelista y agradecía todos los goles a su fe. Luego, ya en el ocaso de su carrera, tuvo un corto paso por Quilmes.

Supo combinar goles y religión